Congelan hasta el mes de diciembre las tarifas de luz y gas

Nación 20 de junio de 2020 Por El Ciudadano cañuelense
servicios WEB

El Gobierno na­cional oficializó que las tarifas de electricidad y gas natural permanecerán congela­das hasta fin de año, al extender la fecha límite de renegociación con las prestadoras de servicios, que vencía en dos semanas. Además, aumentó de tres a seis la cantidad de facturas impagas que puede acu­mular una familia de bajos ingresos sin sufrir cortes de servicio de luz, gas, agua, internet, TV paga y tele­fonía celular, como parte de la emergencia sanitaria. 

En tanto, el Banco Cen­tral extendió hasta fines de septiembre la prohibición de que los bancos carguen intereses punitorios ante la mora en créditos UVA o tradicionales. En estos casos, los impagos se acu­mularán para ser saldados en meses posteriores, pero sin devengar las multas. 

El Decreto 543/2020, publicado este viernes en el Boletín Oficial, rubricó que no habrá cambios en las facturas de electricidad y gas natural, que perma­necen congeladas desde la primera mitad de 2019. 

El Gobierno extendió el plazo de seis meses que obtuvo con la ley de solidaridad y reactivación productiva votada a fin de año para renegociar las ta­rifas con las prestadoras de servicios de electricidad y gas bajo control del Estado nacional. La medida invo­lucra a las concesiones de luz del área metropolitana (Edenor y Edesur) y a las distribuidoras de gas de todo el país. La garrafa de gas también tiene un precio regulado a nivel nacional y debería mantenerse sin cambios. El mismo decreto amplió de tres a seis la cantidad de facturas impagas, consecutivas o no, que pueden acumular usuarios de bajos ingresos de los servicios públicos. En el caso de la telefonía celular, la TV paga y los servicios de internet, los prestadores pueden restringir la presta­ can­ción a un paquete básico, pero no cortarla. 

La protección ante im­pagos alcanza a titulares de AUH y Asignación por Embarazo, titulares de pensiones con ingresos que no superen a dos veces el salario mínimo ($3.750 en total); monotributistas sociales; jubilados y mo­notributistas con ingresos de hasta dos salarios mí­nimos mensuales; personas que perciban seguros de desempleo; electrodepen­dientes; trabajadoras de casas particulares; y exen­tos del ABL o impuestos similares. También a mi­cro, pequeñas y medianas empresas, cooperativas de trabajo e instituciones de salud. 

Por otro lado, el Banco Central extendió hasta el 30 de septiembre la pro­hibición de que bancos carguen intereses punito­rios a los créditos UVA o tradicionales impagos. En estos casos, las cuotas impagas se incorporarán en los meses siguientes al final de vida del crédito, junto con la tasa de intere­rés compensatorio.