La Policía Rural desbarató una banda que llevaba robados más de 300 vacunos

Policiales 13 de enero de 2020 Por
Empleados infieles operaban a espaldas del propietario del campo ubicado en el kilómetro 74 de Ruta 6, zona del deslinde con San Vicente. El Comando de Patrulla Rural dio veracidad del hecho que se sigue investigando por la Fiscalía 1.
Ver galería La Celina 1
1 / 2 - El establecimiento “La Celina”, sito en Ruta 6 km 74.

Fue el Comisario Ernesto Sciutto, del Comando de patrulla Rural, quien dio veracidad de la noticia, y contó que fue él junto a su equipo quienes realizaron el rodeo para constatar la denuncia llevada a cabo por un vecino. Se trataba del faltante de más de 300 vacunos del establecimiento “La Celina”, en Ruta 6 km 74, un campo de unas 500 hectáreas.
La investigación está a cargo de la Fiscalía 1, bajo la directiva del Fiscal Lisandro Damonte, por la carátula de “Abigeato” (robo de ganado). La justicia ya tiene a disposición a la persona denunciada e identificada por la Policía Rural.
Se trata de un hombre conocido como “González”, oriundo de Las Flores, provincia de Buenos Aires, que junto a su ayudante llevaban adelante diferentes robos en el campo donde trabajaban y terrenos vecinos.
Todo comenzó a partir de la denuncia de desaparición de tres animales de un campo lindero a “La Celina”, hace aproximadamente tres meses. Los vecinos contaron, a El Ciudadano que la operativa de “González” era llevada a cabo desde hace algunos años con la complicidad de su ayudante, hoy prófugo de la justicia, y cuatreros de la zona de San Vicente, pero que le temían y por tal motivo no lo denunciaban.
“González” era el encargado del campo y además de robarle al propietario de “La Celina”, utilizaba el lugar de trabajo para encerrar los vacunos que sustraía en campos vecinos. A los mismos les cortaba los botones de las caravanas y las orejas para que pierdan la identificación.
La Patrulla Rural intervino el campo de ‘‘La Celina’’ y practicó un rodeo, constatando el faltante de los animales denunciados. Sorprendidos, la fuerza de seguridad pudo corroborar que además de robar animales para revender, otros eran carneados y posteriormente quemaban el cuero dentro del establo para desaparecer evidencias.
Los vecinos de la zona se mostraron muy agradecidos con los miembros de la Patrulla Rural, dado que, además de lo realizado en este caso, destacan la implementación de más patrullaje y operativos en la zona.
Si bien el comisario dio veracidad de la noticia, aclaró que no podía dar información adicional a la que ya citada porque los hechos siguen siendo investigados por el fiscal Damonte, a fin de dar con los cómplices que colaboraron con ‘‘González’’ en los últimos dos años.