Regresó a Cañuelas tras estar un mes varado en Cancún

Deportes 04 de mayo de 2020 Por El Ciudadano cañuelense
laforcada ESTA
Kevin Laforcada entrevistado en Ezeiza, expresando su descontento.

Kevin Laforcada, piloto de APAC 1.4, pudo finalmente retornar al país tras permanecer varado durante un mes entero en Cancún, donde se encontraba vacacionando junto a su esposa.
Aquella primera imposibilidad de viajar, producto de la cancelación de vuelos, que inicialmente era apenas un dolor de cabeza con el paso de las semanas se fue convirtiendo en un verdadero problema dado que no sólo tuvieron que alquilar un lugar donde quedarse, sino que además la cuestión monetaria cobró importancia como así también la falta de precisiones o información concisa.
De hecho el día de regreso se fue reprogramando varias veces al punto de, al cumplir un mes ya en tierras mexicanas, Laforcada fue informado de una nueva reprogramación siendo ahora comienzos de junio la fecha tentativa para el regreso. De esta manera la permanencia en tierras mexicanas se iba a extender por un mes más.
Sin embargo la primera buena noticia, o posibilidad en todo caso de buena noticia, tuvo lugar en la mañana del martes 28.
“Estaba en contacto con Cancillería donde me habían dicho que me iban a subir al próximo vuelo, aunque ya habían pasado tres y seguíamos esperando, hasta que el martes me llamó Alejandro Torres, Jefe de Cancillería en México, para comentarme que había una posibilidad: tenía que llegar al DF (Distrito Federal), desde Cancún, para tal vez subir a un vuelo privado de misioneros mormones que salía el miércoles 29 a la mañana”.
Tras conseguir dos tickets para volar al DF, Laforcada y su esposa abandonaron finalmente Cancún arribando a destino a las 17 de aquel martes 28 esperando que transcurrieran las horas hasta llegar a las 8 del día siguiente para abordar.
“Alrededor de las 4 AM llegó al aeropuerto personal de Cancillería con quienes tuvimos que completar infinidad de planillas y declaraciones juradas, nos preguntaron dónde íbamos a hacer la cuarentena, quién era la persona que nos iba a retirar del aeropuerto y llevarnos al domicilio,  preguntándonos además si habíamos tenido síntomas; nos hicieron un riguroso control sanitario también”.
Ya en el Aeropuerto Internacional Ministro Pistarini de Ezeiza (N. de la R.: el vuelo arribó a las 19 del miércoles) Laforcada se encontró nuevamente con un cansador operativo de control aunque, en este caso, lo que primó fue la mala atención según palabras del propio cañuelense.
“Al llegar a Ezeiza nos atendieron como perros, mala atención en general tratándonos como si estuviéramos infectados y quisiéramos enfermar a todos. Nos reprochaban cosas como si todo esto fuera culpa de uno. Incluso una persona del operativo me dijo que esto no se terminaba más y encima tenían que recibirnos a nosotros, mucha mala onda”.
Dentro del propio aeropuerto, Laforcada fue entrevistado por medios televisivos de alcance nacional ante quienes expresó su profundo malestar: “Nos sentimos abandonados por nuestro propio país y lo dije, en un momento pensé que iba preso”.
Este medio consultó a Laforcada sobre la existencia o no de contacto alguno con autoridades locales, siendo el piloto por demás explícito al respecto: “No di aviso a las autoridades locales aunque calculo que con todos los papeles que llené deberían haberles informado de mi llegada, deberían preocuparse un poco”.
“Cuando yo pedí ayuda a las autoridades locales para ver si tenían algún contacto como para hacerme volver nunca tuve respuestas, me dijeron que me iban a contactar y nadie lo hizo así que estoy muy agradecido con el pueblo de Cañuelas”, ironizó el ex basquetbolista.
Respecto a las recomendaciones de cuidados a seguir durante la cuarentena, Laforcada sostuvo: “Al no contactarme nadie a nivel local naturalmente nadie me dio recomendación alguna, no obstante soy Licenciado en Seguridad e Higiene lo cual sumado a toda la información que ya tenemos sabemos cómo cuidarnos y aislarnos, cosa que naturalmente estamos haciendo”.