Se negó a declarar la pareja de Romina Ruiz Díaz

Policiales 25 de marzo de 2020 Por El Ciudadano cañuelense
Mauricio Wilvers quedó imputado de ‘homicidio calificado por el vínculo y femicidio’. Se esperan informes médicos legales. Le habría provocado dos heridas mortales. El ataque habría sido en un patio.
Femicidio 1
Mauricio Wilvers se convirtió en el primer acusado de femicidio del año 2020.

El presunto autor del crimen de Romina Ruiz Díaz, la mujer de 36 años asesinada en la noche del jueves 12 con un cuchillo, mientras estaban los tres hijos menores en el interior del hogar en el barrio Peluffo, se negó a declarar ante el fiscal y continuará detenido por ‘femicidio’ y ‘homicidio calificado por el vínculo’, informaron fuentes oficiales.
Además según supo El Ciudadano, Mauricio Wilvers, único detenido por el asesinato y esposo de la víctima, fue trasladado desde San Vicente a la Fiscalía 1 de Cañuelas para ser indagado por el fiscal Lisandro Damonte, a quien le dijo que no iba a declarar.
“No quiso declarar. Pero es irrefutable lo que tenemos”, dijo a este medio un vocero con acceso al caso.
Wilvers quedó detenido imputado de delitos que prevén la pena de prisión perpetua, es decir, que, de ser condenado, pasará 35 años en la cárcel hasta poder pedir la libertad condicional.
El femicidio de Romina ocurrió  en una vivienda de la calle Pueyrredón 435, donde la mujer fue hallada tirada en el piso de un pequeño patio. En ese mismo lugar habría sido el ataque. Se convirtió en el primer caso de femicidio del año en Cañuelas.
Fueron algunos vecinos los que descubrieron que algo grave había sucedido con una mujer que pedía ayuda a los gritos. Cuando llegaron se encontraron con una persona ensangrentada en el piso, dos cuchillos y un chico paralizado. Era el hijo de 14 años. Luego llamaron al 911 y empezó la labor policial, con una mujer herida gravemente en el pecho y el cuello. Algunos lugareños intentaron reanimar a la mujer, que demostraba serias dificultades para respirar. Un par de horas después fallecería en el Hospital Marzetti. 
En el hecho, el hijo adolescente de la pareja vio parte de una escena violenta. Cuando escuchó la discusión de sus progenitores se asomó desde su habitación. En sus ojos se grabaron al padre recostado sobre la madre con una cuchilla. Ya le había asestado dos puñaladas. 
Romina no tenía denuncias por violencia, según supo la Fiscalía 1 local.
En tanto trascendió que la fiscalía espera conocer el resultado final de la autopsia. Además tiene por delante el cotejo y pruebas de ADN de la víctima y de las prendas de vestir del imputado. En materias de pruebas periciales también se analizarán tres armas blancas que secuestraron. Uno solo de los cuchillos tenía manchas hemáticas. 
Por otra parte esperan recabar más información de los vecinos del matrimonio, que tenía además del hijo adolescente, a un niño de tres años y una beba de un año y medio, los que estallaron en llantos, al desencadenarse la tragedia.   

Leandro Barni