Cuando los recursos nunca son suficientes

Política 25 de septiembre de 2021 Por El Ciudadano cañuelense
Bruno Carrozzi en charla con El Ciudadano cuenta todas las funciones, responsabilidades y conflictos que se desprenden desde su área: “muchas veces somos el primer mostrador de los reclamos”.
Bruno Carrozzi con MF
Bruno Carrozzi, Coordinador de Delegaciones Municipales, junto a la intendenta.

Carrozzi es el Coordinador de Delegaciones Municipales desde marzo de 2020, asumió a los pocos meses de que Marisa Fassi jurara como jefa comunal. Previamente, desde 2017, fue el delegado de la Delegación de Vicente Casares, lo que le dio la experiencia para entender lo que hoy le plantean cada uno de sus dirigidos, dice que: “el diálogo permanente con los vecinos, la comunicación e interacción con las diferentes áreas de Gobierno, son lo que generan las respuestas positivas ante cualquier problema o reclamo”.
El área que coordina cuenta con 82 personas, que están a disposición de los vecinos, que no solamente les reclaman tareas del espacio público, como falta de iluminación o suciedad, sino que han tenido que resolver cuestiones que tienen que ver con la salud pública, la toma de un terreno, hechos de inseguridad o violencia de género, Bruno nos explica que: “resolvemos, guiamos y articulamos con todas las áreas del municipio, y muchas veces por temas que la solución no depende directamente de nosotros, pero el resto del equipo que acompaña a Marisa (Fassi) siempre nos da alguna solución. Es raro que no podamos resolver un tema, dado que el teléfono de la intendenta está prendido las 24 horas”, y recuerda una anécdota: “una noche una vecina nos estaba pidiendo un nebulizador para su bebé, era la 1:30 de la madrugada, y no me quedó otra que llamarla a Marisa (Fassi), quien fue finalmente quien lo terminó resolviendo”, y agrega: “imaginate que si ella te muestra esa predisposición, lo que despierta en nosotros. Ella resuelve siempre y busca de que contemos con todas las herramientas que necesitamos”.

Delegaciones municipales
Bruno Carrozzi es abogado, recibido en la Universidad de Morón, nos cuenta que arranca a las 6 de la mañana y muchas veces regresa a su casa hasta pasada las 22:30. Se autocritica por no dedicarle más tiempo a su familia, entre los que están su pareja Paola e hijos, Felipe de 7 y Mateo de 8 años.
El Coordinador de las Delegaciones Municipales le cuenta a este semanario que han tenido que actuar hasta en hechos de violencia e inseguridad, y que en algunos casos son los primeros en llegar: “hemos participado en denuncias de violencia de género, para contener y esperar la llegada de la policía; también participamos en neutralizar lo que fue la toma del terreno de Villa Adriana, y estuvimos conteniendo desde las 8 de la mañana hasta las 11 de la noche”.
Cuenta que las obras de asfalto hoy son un reclamo de los vecinos: “se enojan y se ponen ansiosos porque durante la obra se genera más suciedad dentro de sus casas, además, muchas veces creen que está terminada  cuando falta la finalización de obra . Tienen razón y es cierto que durante el período de realización hay más mugre, el tema es que también debemos explicarles que una vez terminada, van a contar con una mejor calidad de vida”, y agrega: “cuando hacés una obra dentro de tu casa, hasta que se termina, te genera incomodidad, pero todo es en búsqueda de algo mejor”.

Los cambios en las delegaciones
Esta semana había trascendido de que había tenido que remover a dos funcionarios de su equipo, los delegados de Uribelarrea y Alejandro Petión. Sobre el tema nos dijo que: “Walter (Abitante), un gran compañero, estaba con algunos problemas personales y con algún desgaste que te genera la función. Es un ser humano, y muchas veces hay que entenderlo, como al resto de los compañeros. En el caso de Petión, Ale Aparicio, había avisado que se iba para asumir un cargo provincial. Es por eso que en la búsqueda de su reemplazo, los vecinos nos hablaron de Raúl Ontivero. El estaba trabajando en el Corralón, y fue así que tomando la recomendación se lo presentamos a Marisa (Fassi) y a ella le agrado la personalidad de Raúl. Fue así que el viernes pasado asumió el cargo de delegado, y el sábado, una vecina le hizo un reclamo con mucho enojo, algo que generó un mal trago para Ontivero. Me lo planteó contándome la situación y el mal trago que le había generado, por lo que le pedí que se tomara unos días para repensarlo. Nunca tuve un entredicho con él, quienes me conocen saben que no soy un tipo confrontativo, siempre busco el acuerdo”.

Bruno Carrozzi


Rodo Herrera – [email protected]